HIPOTERAPIA Y EQUITACIÓN TERAPÉUTICA PARA PMR, ¡DESCUBRE SUS BENEFICIOS!

A lo largo de los años, los animales siempre han estado ahí para ayudarnos, de un modo u otro. En el caso que nos ocupa, es el turno de los caballos, que a través de la Hipoterapia y la Equitación Terapéutica son capaces de mejorar enormemente la vida de las personas con discapacidad física, pero también sensorial y mental. 

Te invitamos a que descubras a continuación en qué consisten, así como los maravillosos beneficios que aportan en dichas terapias ecuestres este noble animal: 

¿A QUIÉNES VAN DIRIGIDAS?

La singularidad de la Hipoterapia y la Equitación Terapéutica reside en que se enfocan en un tratamiento global, debido a que todas las áreas de desarrollo de la persona se ven influenciadas. 

Por lo tanto, se trata de actividades muy enriquecedoras a todos los niveles, que se pueden adaptar a las habilidades y necesidades de pacientes muy diversos, encontrándose dirigidas a personas con:

  • Discapacidad física
  • Discapacidad sensorial 
  • Discapacidad mental
  • Enfermedades mentales
  • Inadaptación social

HIPOTERAPIA Y EQUITACIÓN TERAPÉUTICA

Tanto la Hipoterapia como la Equitación Terapéutica son terapias complementarias a las que realizan los pacientes, en las que la figura del caballo es un elemento mediador para ayudar a mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad física, sensorial o psíquica, problemas de salud mental y/o problemas de adaptación social (como mencionábamos anteriormente).

La Hipoterapia se basa en actividades ecuestres, es decir, aquellas relacionadas con la participación de caballos, que se realizan con fines terapéuticos, dirigidas a personas con  discapacidad que no son capaces de ejercer una acción sobre el animal.

Esta terapia se fundamenta en la transmisión que se produce del movimiento del caballo al jinete, que queda expuesto a dichos movimientos, rítmicos y simétricos, que recuerdan a los que realiza el ser humano al caminar. De esta manera, el paciente no tiene más remedio que reaccionar y adaptarse a los estímulos que provoca el caballo. La reacción será de tipo sensorial, muscular y articular, lo que ayudará a mejorar el enderezamiento de la espalda y, como consecuencia, se ganará equilibrio y coordinación en los movimientos y en la marcha.

El paciente puede aprovecharse de las propiedades físicas del equino, tales como su volumen, su temperatura o su propio movimiento, para lograr múltiples beneficios. La estimulación de los músculos, las articulaciones, la piel o el equilibrio del paciente, que contribuyen a conseguir un efecto de relajación, son sólo algunos ejemplos.

La Equitación Terapéutica está compuesta por actividades ecuestres dirigidas a personas con discapacidad, enfermedad o incapacidad social que sí pueden ejercer una acción sobre el caballo. El terapeuta supervisará todas las actividades con el caballo en las que participe el paciente.

 

LAS VENTAJAS QUE APORTAN LOS CABALLOS

El pilar fundamental de las terapias reside en tres características que ofrece el caballo, dándose de forma simultánea mientras se está montando:

  • LA TRANSMISIÓN DEL CALOR CORPORAL DEL CUERPO DEL CABALLO AL JINETE

El caballo genera un calor corporal mayor que el del ser humano: 38º, llegando a alcanzar los 38,8º cuando se ha ejercitado. Esta mayor temperatura es beneficiosa al ayudarnos a estar relajados y a distender la musculatura espástica.

  • LA TRASMISIÓN DE IMPULSOS RÍTMICOS

Por el dorso del caballo se transmiten al cuerpo del jinete de 90 a 110 impulsos rítmicos, lo cual acaba provocando reacciones de equilibrio, generando una agradable sensación por su “efecto mecedora”. Esto ayuda a su vez a fomentar el bienestar psíquico y emocional del jinete.

  • LA TRANSMISIÓN DE UN PATRÓN DE LOCOMOCIÓN SIMILAR AL DE LA MARCHA HUMANA

El caballo y los seres humanos compartimos una biomecánica del paso muy similar: “cuando eleva los miembros posteriores por debajo del centro de gravedad, la grupa y el lado del dorso en el que el posterior está elevado desciende ostensiblemente”; lo cual ocurre de manera alterna al paso en cuatro tiempos y al trote en dos, transmitiéndose ese movimiento a la pelvis del jinete, por lo que se crea el efecto de estar “andando sentado”.

BENEFICIOS DE LA HIPOTERAPIA Y LA EQUITACIÓN TERAPÉUTICA

Los beneficios que aportan estas terapias complementarias con caballos son muy diversos, perteneciendo a distintos ámbitos:

ÁMBITO FÍSICO

  • Fomenta el bienestar físico en general.
  • Estimula el sistema sensoriomotor y favorece la integración sensorial.
  • Incrementa y mejora la capacidad de percepción.
  • Favorece la relajación.
  • Mejora la coordinación y la disociación de movimientos.
  • Potencia la simetría corporal, la imagen y el esquema corporal.
  • Fortalece la musculatura y regula el tono muscular.
  • Mejora la planificación motora y potencia la motricidad fina y gruesa.
  • Incrementa el control cefálico.
  • Contribuye a potenciar el equilibrio y a mejorar la adquisición de la lateralidad.
  • Desarrolla la coordinación viso-motora.
  • Aumenta la adquisición de la estructura espacio-temporal.
  • Facilita la adquisición del ritmo y favorece la rapidez de reflejos.
  • Incrementa la capacidad de movimiento de las articulaciones y disminuye los patrones de movimiento anormales.
  • Mejora tanto la capacidad respiratoria y circulatoria como el proceso de digestión.

ÁMBITO COGNITIVO Y DE ADQUISICIÓN DE NUEVOS APRENDIZAJES

  • Fomenta la capacidad de atención.
  • Posibilita el trabajo tanto de la memoria como de la secuenciación y refuerza aprendizajes escolares.
  • Potencia la planificación motriz.
  • Incrementa la percepción correcta y completa del medio que le rodea.
  • Desarrolla la adquisición de nuevos aprendizajes dentro del ámbito ecuestre.
  • Mejora la extrapolación de los cuidados del caballo a las actividades de la vida cotidiana.

ÁMBITO EMOCIONAL

  • Ayuda a mejorar la autoestima y la seguridad en uno mismo.
  • Estimula el refuerzo de la conducta positiva.
  • Corrige o disminuye problemas de conducta y potencia el autocontrol.
  • Mejora la tolerancia a la frustración, el desarrollo de la paciencia y los estados de ánimo deprimidos.
  • Reduce la ansiedad.
  • Mejora el locus de control.
  • Incrementa el interés por el mundo exterior.
  • Aumenta la respuesta ante situaciones de riesgo.
  • Fortalece el sentimiento de normalidad, a la vez que fomenta un sentimiento generalizado de bienestar.

ÁMBITO SOCIAL

  • Detiene el aislamiento y estimula el interés por el medio que le rodea.
  • Incrementa la cantidad de vivencias.
  • Fomenta el dominio de uno mismo.
  • Facilita la expresión de sentimientos.
  • Contribuye a reducir la tensión y la excitación.
  • Tiene lugar una relación triangular: paciente, terapeuta y caballo.
  • Favorece la relación con los familiares y el resto de pacientes participantes en la terapia.
  • Mejora la relación con personas que no pertenecen al entorno más próximo.
  • Promueve el respeto y el amor por los animales.

ÁMBITO COMUNICATIVO

  • Mejora la respiración.
  • Fomenta el lenguaje y aumenta el vocabulario.
  • Favorece la comunicación gestual y oral.
  • Aumenta las conductas comunicativas pre-verbales e incrementa el contacto ocular.
  • Mejora los órganos fonatorios (deglución, babeo, etc.)
  • Potencia la comprensión e identificación de símbolos, así como la comprensión contextual, gestual y del lenguaje: respuesta a la comunicación de las demás personas.

La Hipoterapia y la Equitación Terapéutica, beneficiosas en tantos aspectos (como ya hemos visto), son una herramienta muy poderosa para mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad.

Si te interesan las terapias con caballos que hemos nombrado en el post, te gustará saber que en el Centro Manos Tendidas, emplazado en Madrid, ofrecen una amplia gama de espacios de formación, lúdicos y deportivos para todas las personas. 

¿Sabías ya que existían la Hipoterapia y la Equitación Terapéutica? ¿Crees que son efectivas las actividades terapéuticas con caballos? ¿Qué otras terapias con animales conoces?

¡No te olvides de poner tu opinión en los comentarios!

 

Fuente: Manos Tendidas

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *